El ejercicio terapéutico

El ejercicio terapéutico

Hoy os queremos hablar sobre uno de los temas más presentes en la actualidad y en los avances de la rehabilitación de personas con lesión medular: el ejercicio terapéutico.

Se entiende como ejercicio terapéutico toda actividad física que comporte la realización de un movimiento dinámico o estático. Este movimiento está dirigido, supervisado y/o prescrito por un profesional de la salud. Es importante diferenciarlo del ejercicio físico, cuyo objetivo principal es mejorar la condición física. El término es infinitamente amplio por lo que algunos autores lo clasifican según el objetivo terapéutico que se pretende alcanzar: fortalecimiento, flexibilidad o capacidad aeróbica. En muchas ocasiones un mismo ejercicio nos aportará beneficios que mejoraran varias condiciones a la vez.

En nuestro día a día incluimos esta herramienta terapéutica en la rehabilitación de todos nuestros usuarios. No obstante, hay que tener siempre bien claro las limitaciones sobrevenidas de la lesión medular. De esta forma nos evitaremos sufrir riesgos de lesión durante la práctica.

Muchos estudios afirman que el ejercicio terapéutico fomenta la autoestima, la motivación y la adherencia al tratamiento, además de los beneficios físicos propios que ofrece la rehabilitación.

En la Fundación del Lesionado medular empleamos distintas tablas de potenciación muscular. En estas tablas se trabaja con pesas, se trabajan los abdominales y también se hace un trabajo de piernas. Además, lo combinamos con otras técnicas como pueden ser la del equilibrio, auto-estiramientos y cuadrupedia. Estos trabajos no se efectúan únicamente de una manera grupal, sino que también se hacen cada vez que usamos el TRX, cuando hacemos un circuito de cardio, o durante la reeducación de la marcha. Su versatilidad es lo que hace que suela ser una de nuestras primeras elecciones a la hora de organizar una sesión de rehabilitación.

Muchos estudios afirman que el ejercicio terapéutico fomenta la autoestima, la motivación y la adherencia al tratamiento, además de los beneficios físicos propios que ofrece la rehabilitación.

Por todo lo que hemos comentado, ¡os animamos siempre a seguir realizando trabajo activo dentro de las sesiones de rehabilitación! Y que, por supuesto, contéis con los profesionales sanitarios para expresar también vuestros objetivos y a que resolváis posibles dudas al respecto.

En nuestros próximos artículos trataremos de profundizar en tratamientos más concretos dentro del ejercicio terapéutico; para que podáis conocer con más precisión esta herramienta.

¿Tienes alguna duda?

Solicita más información

Escríbenos a través del formulario o llámanos al +34 91 777 55 44

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.